domingo, 27 de marzo de 2011

De los de Carl Schmitt

En el primer dietario paralelo

"Un nazi había dicho: C. S. [Carl Schmitt] no tiene instinto. Duschka [su mujer] le respondió: C. S. tiene un ángel protector, y eso es más importante que cualquier instinto." ¿Se refería Schmitt, tal vez, a sus compañeros de celda, Bodino y Hobbes? Esos días releía a Bodino y escribe aquí y allá que su lectura le reconforta: "Leo sobre Bodino y su espíritu protector, lo que me hace sentirme seguro, protegido".

Del epitafio del teólogo erasmista español Mateo Pascual, cristianamente sepultado en la iglesia de San Juan Lateranense de Roma: "Semper adversis vixi" [siempre viví en conflicto.]

Además de la anotación del "Miré los muros de la patria mía" de Quevedo, un pasaje del Oráculo de Gracián y una acotación sobre el compositor Tomás de Vitoria, un curioso apunte cervantino: "Toda lágrima es cristiana (Cervantes)."

De L'Esprit, de Malraux: "Chacun prend à l'ennemi".

C. S., lector de la Action Française, repara en Jacques Bainville. En el número del 12 de octubre de 1930 cita una definición de utopía tomada por Bainville de un "historiador español: "Tout ce qui n'est pas arrivé dans l'histoire romaine".