viernes, 5 de agosto de 2011

El ángel protector de CS

Entre todas las anotaciones de Carl Schmitt en sus diarios hay una sorprendente.

La recoge el autor de boca de Ánima y yo la traigo aquí de memoria. "Un nazi le ha dicho a mi mujer que yo no tengo instinto y ella le ha contestado tajante: no lo necesita, él tiene un ángel protector". Lo del ángel es seguro, de lo contrario no se explica cómo pudo tantas veces salir de la barriga del pez.

Pero instinto también tenía, al menos para las cosas de España. En su correspondencia con Rafael Calvo Serer, de la que sólo conocía hasta ayer una mínima parte (de poco interés), sintentiza, con una frase de Ramiro Rico (comentador de España, sin problema de Calvo, Rialp 1949), el agotador llanto de los españoles por su patria, particularmente desde 1898: el presupuesto de una España problemática, lema del falangismo de Escorial y anatema para los católicos monárquicos de la generación de 1948, es el mito (esto lo añado yo) de una Europa aproblemática.

En la misma carta, fechada en Plettenberg el 2 de diciembre de 1950, IC aniversario del golpe de Luis Napoléon, el Golpe por excelencia en el siglo del parlamentarismo discutidor, declara también Schmitt su afecto sin complejos por la España aproblemática del libro de Calvo, por la España orgullosa que desentumece sus músculos del "Prólogo" de Fernández de la Mora a su libro, posterior, sobre el crepúsculo de las ideologías:

Meine grosse Sympathie und meine Liebe sin problema für Ihr Spanien.

2 comentarios:

Flor de Ceibo dijo...

Señor:
Muy elegante y profundo su comentario. ¡Qué casualidad!: acabo de escribir algo sobre CS a propósito de mi ajetreada Argentina. Lo invito a verlo en ancafilu.blogspot.com.
Cordial saludo

Jerónimo Molina dijo...

Agradecido. Bien traído, con sutileza, el apunte de su blog. Cordialmente, JM